Correctores de colores: la última tendencia en maquillaje

La guía definitiva de la técnica de corrección de color que triunfa en internet

color-correcting-700x400

Lo hemos visto en miles de vídeos de Youtube, Instagrams, backstages de moda y en los neceseres de los maquilladores profesionales más influyentes del mundo. Hablamos del producto de moda y no podíamos esperar a mostrártelo: los correctores de colores han llegado para quedarse. Pero, exactamente, ¿por qué necesitas un corrector de colorines? Toma nota:

¿Qué es?

Los artistas la definen como la técnica de corrección de color y consiste en utilizar tonos verdes, salmón, violetas y amarillos para cubrir las imperfecciones que, con los correctores habituales, no conseguimos minimizar.

Se basa en el juego entre colores contrarios a las zonas a tratar. Los correctores habituales suelen ser de un tono nude más clarito al de la nuestra piel y, no vamos a mentir, para difuminar pequeñas imperfecciones es suficiente. ¿Pero qué pasa cuando queremos tratar marcas de acné, problemas de despigmentación, ojeras pronunciadas o rosácea? Necesitamos ir más allá.

color-correcting-makeup-2

Vale, ¿qué colores hacen qué?

Piensa en qué zona quieres corregir, detecta su tono y busca el color contrario. Te lo ponemos un poco más fácil: las marcas de acné, la rosácea o las irritaciones temporales o rojeces se cubren casi como por arte de magia con el tono verde o amarillo.

En cuanto a las ojeras, dependiendo de la tonalidad de tu rostro serán más verdes o azules. Por norma general,  si tienes la piel de un tono aceituna tus ojeras tendrán un subtono verde y necesitarás un corrector lila o rojizo, mientras que si tu piel es muy clara tendrán un subtono azul y necesitarás un corrector color beis.

¿Cómo incorporarla a nuestra rutina?

Es más sencillo de lo que piensas. Solo tienes que substituir tu corrector habitual por esta paleta. Si quieres un maquillaje natural y no muy cargado, opta por aplicarlo después de la base de maquillaje ayudándote de tus propios dedos o de un pincel. Si te decides por un acabado más profesional, aplícalo con una beautyblender.

Descubre el universo Birchbox y recibe cada mes una cajita preciosa con 5 minitallas de cosmética. ¡Suscríbete ahora!

Al hacer click aceptas nuestros Términos y condiciones y nuestra política de privacidad